Agro

Caída en producción de aguacate; aumenta su costo hasta 80 pesos

Una disminución temporal en la producción de aguacate y un aumento mundial de la demanda, han propiciado un incremento en su precio de hasta 80 pesos por kilogramo en mercados de la República mexicana.

La escasez que se registra en México también es a nivel global, pues hay mercados que están creciendo, en buena medida gracias al trabajo que han hecho durante varios años los productores mexicanos, señaló el asesor estratégico de la Asociación de Productores y Empacadores Exportadores de Aguacate de México (Apeam), Ramón Paz Vega.

México, dijo, es responsable del 50 por ciento del aguacate que se comercia internacionalmente, “entonces, cualquier cambio en la producción de México impacta a los mercados mundiales”, señaló el también productor en entrevista.

En particular, el estado de Michoacán produce el 78 por ciento del aguacate nacional, pero en estos momentos, la entidad atraviesa por una disminución en los rendimientos por hectárea, de alrededor de 20 por ciento, señaló Paz Vega.

Explicó que esto se debe a que el árbol de aguacate tiende a ser alterno, “es decir, produce un año más y un año menos, y ahora estamos en un año menos; lo que significa mucho, porque 20 por ciento es un gran volumen”.

Por otra parte, se tiene el factor del patrón estacional de la producción, en donde si bien Michoacán tiene fruta todo el año, no todo el año tiene la misma cantidad de fruta, expuso el asesor estratégico de la Asociación de Productores y Empacadores Exportadores de Aguacate de México.

“Nuestra temporada empieza en julio y termina en el mes de junio del siguiente año; y normalmente a finales de primavera y durante los meses de verano, estoy hablando de fines de abril, mayo, junio, principios de julio, nuestra producción es menor”, puntualizó.

Esto se debe a la estacionalidad propia de la zona. “En esta época se cosecha la fruta que está en las zonas más altas, más frías, que tienen un poco menos de producción y donde hay menos superficie también planteada”, detalló.

Cabe señalar que el precio del aguacate Hass se ubica en supermercados de la ciudad de México entre 74 y 80 pesos el kilo, en la Central de Abasto se encuentra en 60 pesos el kilo, mientras que algunos tianguis de la capital lo venden hasta en 85 pesos el kilo.

Paz Vega consideró que a partir del próximo mes de julio se irá regularizando el abasto; y así “se va a ir equilibrando la cantidad de fruta que podamos ofrecer, con lo que los mercados demandan”, lo que también impactaría en un mejor precio”, anotó.

“Esperamos que sea una situación que se resuelva cuando empecemos con nuestra nueva cosecha por ahí de mediados de julio, un poco antes de eso, probablemente en junio, ya habrá producción de otras zonas productoras del país”, resaltó.

Por ejemplo, abundó, en Jalisco, “y más adelante en agosto, septiembre habrá producción de los otros estados que producen aguacate Hass en México, como Nayarit, Estado de México, Morelos y Puebla”.

Paz Vega destacó que, por otro lado, las bondades del fruto y las campañas de promoción que se realizan, principalmente en Estados Unidos, Canadá y Japón, han provocado que aumente su demanda.

En Estados Unidos la demanda ha crecido entre 12 y 15 por ciento anual; Japón aumentó 24 por ciento su consumo el año pasado y Canadá 17 por ciento, y si bien Europa tiene otros abastecedores además de México, el consumo se disparó más de 20 por ciento.

Este aumento en la demanda genera mayor tensión del mercado, más necesidad del fruto, reiteró el asesor estratégico de la Asociación de Productores y Empacadores Exportadores de Aguacate de México.

A esto se suma que otros lugares productores como California en Estados Unidos, “que debería estar ahorita surtiendo buena parte del mercado de ese país, este año tiene una producción 50 por ciento menor a la del año pasado”, anotó.

Sudáfrica, que es un abastecedor importante de Europa, tiene 25 por ciento menos producción que el año pasado, y Perú, el segundo mayor exportador del mundo, tuvo problemas climáticos que provocaron también un retraso en sus cosechas.

Paz Vega señaló que la demanda seguirá creciendo en los próximos años, “pero también la oferta está aumentando; en Michoacán aumenta ligeramente, pero en otros estados de México está creciendo la producción de manera importante”, puntualizó.

En 2016, la producción de aguacate en el país alcanzó un millón 878 mil toneladas, lo que significó un incremento de 15.6 por ciento en comparación con el año previo, de acuerdo con cifras del Servicio de Información Agroalimentaria y Pesquera (SIAP).

Las cinco principales entidades productoras son Michoacán, con un volumen de un millón 456 toneladas; Jalisco, 146 mil toneladas; Estado de México, 115 mil toneladas; Morelos, 32.4 mil toneladas, y Nayarit con 32.3 mil toneladas.

En conjunto, aportan un millón 783 mil toneladas, el 94.9 por ciento del volumen nacional.

Comentarios

comentarios

Arriba